¡Bienvenido, 2017!

Ya han pasado la Navidad, el fin de año y los Reyes Magos… Vuelve la rutina (tan añorada, a ratos). El 2016 ha sido un año muy importante para mí profesionalmente, lleno de cambios y nuevas oportunidades que me han hecho desarrollar facetas creativas pendientes y que me ha permitido ser más accesible al público a través del nuevo estudio. Poco a poco, y gracias al «boca a boca», se van conociendo las clases y talleres que tengo programadas, mi obra personal se muestra a través de las visitas concertadas al estudio y el escaparate del local presenta al público un montón de facetas creativas que llevan mi sello. Feliz de poder seguir adelante en este complicado camino del arte, agradezco a todos los que me animan a seguir caminando sus palabras y gestos de cariño. Terminar este año con la estupenda entrevista que me hizo César Vidal ha sido una inyección de energía para seguir dando lo mejor de mí en cada momento. Siempre me gusta ver lo positivo, aparecen pequeños detalles cada día que merece la pena vivir con intensidad para descubrirlos.

El 2017 se presenta como un año lleno de proyectos por asentar:

  • Recuperar la actividad en las redes sociales Facebook, Twitter, Instagram, para darles mayor difusión. Esta labor requiere una disciplina compleja que hay que programar con detenimiento y que necesita llevarse a cabo con coherencia en la información, la imagen y la frecuencia. He de plantearlo metódicamente para que sea efectiva, pues es una gran oportunidad para ser visible. Con la etiqueta #arteparavivir quiero ir poniendo entradas, fotos y vídeos de lo que me hace ver las cosas de otro modo y que quienes me sigan en las RRSS encuentren siempre un sentido para incorporar el arte en su día a día. ¡Está por todas partes!

      

 

  • Consolidar mi línea de accesorios y complementos ideAndo by Ana Hernando a través de mi tienda online. He realizado colecciones limitadas de 99 unidades, numeradas y con su certificado, que se convierten en pequeñas obras de arte asequibles que brindan la oportunidad de disfrutar del #arteparavivir.
  • Acercar los procesos creativos a través de los TALLERES intensivos. Una vez al mes, en un ambiente cercano, tener la posibilidad de conocer por qué y cómo llevo a cabo una idea. Charlar y aprender, para poder disfrutar de cada obra de arte que se nos presenta desde el punto de vista del artista. En este caso, desde lo que me mueve a expresar a través de mis obras todo aquello que me hace reflexionar y querer transmitirlo. Algo que siempre me preguntan cuando expongo mi trabajo y que de este modo resulta una experiencia distinta y enriquecedora para todos.
  • CREAR, CREAR y CREAR. Ganas de pintar, modelar, tallar, diseñar y reencontrarme con mi obra. Preparar nuevas piezas para una próxima exposición. Concentrar emociones vividas o postpuestas en dibujos y proyectos que permanecen dormidos. Comenzar una nueva serie… CREAR. En definitiva vivir el nuevo estudio en toda su dimensión, un espacio inspirador que ya está en orden y listo para desarrollar nuevas ideas.

Procuraré escribir en este blog con más frecuencia, pero siempre para aportar algo, para contar cosas y plasmar reflexiones que resulten de interés. En este caso, escribir mis propósitos reafirma mi compromiso con mi vocación e invita a todos a seguirme la pista.

¡Bienvenido, 2107!

Gracias

 

 

Deja un comentario

Your email address will not be published.

*

20 − cuatro =